julio 21, 2013

EL DONANTE


La sala de primeros auxilios estaba atestada de gente. Por segunda vez en menos de tres días Miguel llegaba al lugar cargando el cuerpo de su patrón. El viejo, despatarrado como un espantapájaros, respiraba agitado. Después de revisarle las pupilas, la enfermera ordenó: 
-¡Urgente! ¡Liberen la cama 4! 
Media ahora más tarde al amo le inyectaron suero, le colocaron una máscara de oxigeno y lo conectaron a una máquina que le controlaba los latidos del corazón. 
“Hay que hacer una transfusión” –aseguró un médico- “Necesita donantes. Es Rh Negativo”.   Miguel miró el reloj de la sala, faltaba poco para el amanecer. Se acomodó en un banco de madera y cabeceó varias veces. De pronto alguien le sacudió el hombro. Un enfermero de cabello negro y espeso le dijo: 
-El vejestorio te quiere ver. 
Se acercó al patrón y observó que los labios resecos se torcían en una mueca deforme. 
-¡No seas infeliz y andate pa´ la chacra! 
Cuando Miguel llegó al campo descubrió que las palmas de las manos le sangraban. Había corrido con los puños cerrados y las uñas le perforaron la carne. Desde que lo abandonaron en la finca, el jefe nunca lo había tratado bien, el abuso de poder y los agravios eran moneda corriente. 
Como perseguido por el mismo diablo, regresó a la sala de emergencias. Buscó con la mirada la mata de cabello negro y espeso. Intercambió unas pocas palabras con el auxiliar.     
-¡Transfusión para la cama 4! 
La sangre fluía veloz a través de la sonda. Miguel comenzó a engullir un par de medialunas calientes y consumió un tazón de café con leche, pues la enfermera de guardia le había señalado que después de donar sangre debía alimentarse. 
Primero le subió la fiebre, luego experimentó dificultades para respirar y finalmente la presión arterial se descontroló. Las convulsiones zarandearon el cuerpo esquelético del patrón. El deceso fue declarado a las 5.04 de la mañana. El chico miró al anciano por última vez. 
Despuntaba la aurora y mientras caminaba hacia la hacienda, Miguel concluyó, burlón, que en aquel dantesco pueblo no se controlaba nada: ninguno descubrió que su factor de sangre era Rh Positivo.


Este relato fue publicado en Liibook hace unos años, lo rescaté y espero haberlo mejorado.
Un saludo para todos.
Bee.-

33 comentarios:

  1. Uy! Acabo de hablar en la entrada anterior, en un comentario, sobre lo admirable que me resulta tu hiperproducciòn de textos...

    ...y ahora me voy a leer este donante...

    ResponderEliminar
  2. A cada cerdo le llega su San Martín.

    :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Un claro ejemplo de "cosechas lo que siembras", y de "la venganza es un plato mejor al servirlo frío". Aunque solo en película de Charles Bronson la venganza trae la saciedad del espíritu.
    Más bien si recurrimos al consejo de Gurdjieff de "devuelve un mal con un bien", encontramos la magia del perdón. Y a la vez entiendo que si existe lo imperdonable, pero ésto quizás sea una limitante de mi propio espíritu.
    Caí como tanto lector genérico en comentar el tema, pero en mi traje de lector excesivo e irredento debo decir que tu ejecución es magistral.
    Ya estás lista para atravesar el infierno que implica escribir una novela.

    ResponderEliminar
  4. Me llevaste de la mano camino a la donación y de pronto ¡cross de mandíbula!!! como vos soles decir... ¡Muy bueno Bee!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Lo único que se me viene a la cabeza es que todos tenemos a un Miguel en nuestras vidas...

    Besos y Dios que hace frío.

    ResponderEliminar
  6. qué mala sangre te habita...
    te vas encaminando preocupantemente a ese cuento crepusculario de nuestro amigo poe. El tuvo una existencia estrafalaria y doliente, espero que la tuya sea elegante y provechosa.

    ResponderEliminar
  7. Muy bueno el relato. Solo un detalle; cambia lo de los Rh. El patrón debe tenerlo negativo y el empleado positivo, si no no hay incompatibilidad. Le hubiera venido la sangre estupendamente, no se hubiera muerto.
    Son cosillas.

    ResponderEliminar
  8. dime lo que siembras y te diré lo que recoges... y este bato le dieron una sopa de su propio chocolate...
    y ya fuera de proverbios callejeros, os digo amiga mía que usted escribe de rechupete.
    abrazos del donante
    carlos

    ResponderEliminar
  9. No se si lo tuyo es digno de Médicos Sin Fronteras, de Greenpeace o de una curator del Louvre, pero rescate nomás, que lo hace muy bien!! Beso!!

    ResponderEliminar
  10. MAGAH:
    Hola, Maguitah!!! Qué alegría verte por acá! Ya leí tu otro comment. Es que me bullen las ideas, no siempre sale bien, pero lo intento.
    Besos miles!
    TORO SALVAJE:
    Tú los has dicho, Xavi! ;-)
    Besos salajes!
    CARLOS:
    Muchas gracias, Carlitos! No hay nada mejor que lograr que el lector se pierda entre las letras.
    Si lo consigo, felicidad total.
    Abrazo fuerte!!!
    PEREGRINO:
    Jajaja!!! Me sale "La loca de la motosierra" Tengo que hablar seriamente con mis demonios...
    Abrazo, mi amigo!
    SARCO:
    Coincido contigo, mi SARCO! Y sí, hace muuuucho frio!!!
    Un abrazote para amenguar la ola polar!
    OTTO:
    Jajaja!!! Quiet, Jose! Es un cuento... Un día de estos escribo algo romántico y te caes de espaldas. ;-)
    Beso porteño, guapo!
    PILAR:
    Muchas gracias, PILAR! Ves? Es estupendo contar con sus comentarios. Sin el tuyo, no se habría podido cocretar la venganza.
    Gracias por el aporte y por leer!
    INNOMBRABLE:
    Me haces reir con los términos que usas. El "rechupete" es muy bueno.
    Un abrazo, Carlos.
    ATO:
    Jejeje!!! La Vengadora... Caramba! Me gusta ese mote. Estoy arruinada, Pepe! ;-)
    Besos fortineros, Tiger querido!

    ResponderEliminar
  11. Para que luego digan los signos opuestos se atraen.

    (Gracias por el rescate, dear sis)

    ResponderEliminar
  12. Minha querida, estive, estou e estarei, não tenha dúvidas disso.
    Só que, às vezes, sou eu que prefere ficar calado, porque sou meio maluco, doido, não saberia definir ao certo, mas não tem nada a ver com você.

    Hora dos ratos irmos para a toca...
    Um grande beijo!
    HD

    ResponderEliminar
  13. SERGIO:
    Jajaja!!! Muy bueno!
    Gracias a tí, bro!
    HUMBERTO:
    Você é meu amigo e tudo que você diz é importante para mim. E você não é louco, você é louco. Beijos e boa semana!
    P / D: Eu quero que o tradutor trabalha bem! ;-)

    ResponderEliminar
  14. Al final tuvo su venganza. Hay veces en que hay que agradecer que la burocracia funcione tan mal... Besotes!!!

    ResponderEliminar
  15. Espero que te mejores pronto! Beso!

    ResponderEliminar
  16. Tu cuento es tan bueno que recuerdo perfectamente haberlo leído en liibook... es de esos textos que tienen tanta fuerza que quedan grabados en la memoria.

    ABRAZOS AMIGA

    ResponderEliminar
  17. La venganza se sirve caliente en este caso. Se merecía tanto desvelo por parte de su "exclavo".

    Saludos

    ResponderEliminar
  18. Hay algo que ni la Declaración de Derechos Humanos puede evitar. No somos todos iguales.
    Un beso español.

    ResponderEliminar
  19. El vejestorio tuvo lo que se merecía. Todo lo del perdón está muy bien, pero a veces ante tanta crueldad y malos tratos surge nuestra parte asesina.
    En este caso la identificación con Miguel se hace inmediata por la forma como fuiste conduciendo el relato.
    Como todos tus textos, impecable, Bee.
    Abrazo grandote.

    ResponderEliminar
  20. Para un crimen perfecto, nada mejor que recurrir a un profesional... de la medicina.

    Saludos, Borjas.

    ResponderEliminar
  21. Adoro los crímenes perfectos, lástima que es probable que los hijos del vejestorio hayan heredado su mala sangre...
    Excelente
    Besotes

    ResponderEliminar
  22. El médico nunca se equivoca, los malos jefes tampoco, pero lo bueno es que ellos también se mueren... Y es ahí donde todos somos iguales. Muy muy bueno Bee, como siempre. Mi cariño especial.

    ResponderEliminar
  23. ¡Excelente la idea para este relato, no sabía que podía pasar eso en una transfusión!
    Abrazo, BEE!!

    ResponderEliminar
  24. MI ÁLTER EGO:
    Es verdad, amiga. Tanto que nos quejamos, a veces sirve para algo.
    Besos para tí!
    ATO:
    Gracias, Pepito querido!!! Entre el fresquete y el resfrío...
    Oh my God!!! Besazo!
    ESCARCHA:
    Muchas gracias, Diana! Vos fuiste una de las primeras que lo leyó y siempre me dejaste comments generosos.
    Besos embrujados y friolentos! Brrr
    NEL:
    Así es, mi amigo! No hay nada como esa revancha final.
    Saludos para tí!
    MARTA:
    Es verdad, querida Marta. A veces se pierde la razón y no hay vuelta atrás. No es lo ideal claro.
    Otro beso para tí!
    MIRELLA:
    Muchas gracias, Mirella! Sos muy generosa. Creo que mucha gente no tiene idea de las tragedias que su maltrato puede desencadenar.
    Otro abrazo enorme para tí!
    ROB K:
    Jajaja!!! Hay que recurrir a los que saben, Rob!
    Saludos, mi amigo!
    LA NOVIA:
    Es muy probabla, Ivo. No todo puede salir perfecto ;-)
    Besos miles, mujer linda!
    JULIE:
    Coincido contigo, querida Julie. Todos vamos a parar al mismo lugar.
    Lo demás son puras patrañas.
    Todo mi cariño para tí!
    CEO:
    Hola, maestro!!! No sucede siempre, pero han habido casos en que la incompatibilidad en el Factor causa desórdenes que pueden llevar a la muerte.
    Este fue un caso. Le quise dar una mano al pobre chico ;-)
    Abrazo enorme, Eduardo!

    ResponderEliminar
  25. Café con leche con mucho azúcar, tan dulce como la venganza. Un abrazo, Bee.

    ResponderEliminar
  26. Entre lo negativo y lo positivo existe un intervalo determinante, no sólo en la sangre....también en la vida.... Qué necesaria es la gente facilitadora... Como Miguel... Aunque llegue el fatídico instante en que no lo soporte más y permita que suceda el accidente... Uys, pasó!! Besotes guapa.

    ResponderEliminar
  27. JOSÉ LUIS:
    Ni más ni menos, Jose! Bien dulce.
    Abrazo enorme!
    MELVIN:
    Muy bueno, Mel! Así es: Ups! Pasó!
    ;-) Besos miles, amigo!

    ResponderEliminar
  28. Merecido castigo para los malos de corazón, buen final.


    Un beso Bee

    ResponderEliminar
  29. Muchas gracias, linda Flor!!!
    Beso y apapachos, mi amiga!!!

    ResponderEliminar
  30. Muy bueno Bee, en un tramo creí que era un hombre lobo ¿?
    Estoy raro en mi vuelta.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  31. Lamentable error, con la buena voluntad que había puesto el muchacho...
    En fin, qué se le va a hacer.Los errehaches son así.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  32. WALTER:
    Hola, mi amigo!!! Has vuelto! Voy a chequear la actualización de tu blog (Blogger cada día peor)
    Gracias por visitarme. Saludos!
    PEDRO:
    Muchas gracias, Pedro. Bienvenido!
    Un abrazo!
    AMANDO:
    Jajaja!!! Es verdad, él quería darle un empellón nomás.
    Abrazo, mi amigo!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...